7 formas de incrementar el THC en tu cultivo local

Seamos honestos – una de las cosas más importantes que están buscando los cultivadores de marihuana es cannabis que sea potente, así que igualmente tendrán que serlo sus cogollos. Bien, la buena noticia es que como un cultivador, tú tienes el poder de inducir un contenido más alto de THC en tus plantas. En este artículo puedes encontrar consejos y trucos para aumentar el THC.

Todo cultivador de marihuana tiene mucho interés en los niveles de THC de su producción final. Así cultives comercialmente o solo por razones personales, el nivel de THC es tan importante como el color, olor y producción. Al final del día, si cultivas marihuana deliciosamente verde, pero no vuela tu mente cuando la fumas, ¿entonces cuál es el punto?

Alcanzar altos niveles de THC no es cuestión de suerte. Hay cosas que puedes hacer antes, durante y después del cultivo que alienta a la producción de THC en tus plantas. Este artículo se trata sobre aprender a cultivar tu marihuana tan fuerte como sea posible. Te agradecerás a ti mismo por prestar atención desde temprano, ¡para luego cosechar la mejor marihuana!

1. Elige una cepa con alto contenido de THC

Claro, el lugar correcto para comenzar es cultivar una cepa que tenga altos niveles de THC. La genética de lo que finalmente decidas cultivar probablemente va a jugar un papel más grande en tus niveles finales de THC. De hecho, la cepa que elijas establece un límite de cuánto THC puedes esperar – Claro, si haces todo bien.

La mayoría de los cultivadores primerizos no logran obtener el potencial completo del THC que sus plantas son capaces de tener. Esto se debe a que se pueden realizar errores simples en el proceso de cultivo que no permiten que se exprese la cantidad máxima de THC. Habiendo dicho eso, si una cepa tiene un nivel general de THC del 20%, eso probablemente sea tan alto como pueda llegar a ser – inclusive si eres el mejor cultivador de todos.

Todo esto significa que, si para empezar no eliges una cepa con alto contenido de THC, casi no hay nada que puedas hacer que vaya a darte los niveles de THC que estás buscando. Todo comienza con la regla básica del cultivo. Elige la semilla correcta.

Girl Scout Cookies es una de las cepas más populares de Estados Unidos con un alto nivel de THC, estableciéndose alrededor del 28%. Bruce Banner es otro contendiente en cuanto a potencia, con casi 29% de THC. Las cosas han comenzado a ponerse serias cuando se habla de los niveles de THC en el mundo de la genética del cannabis. Significa que sin importar en qué parte del mundo estés, hay una semilla de cannabis que puedes cultivar con el propósito de alcanzar la potencia total del THC.

2. Manipula los niveles de THC con luz

Una de las razones por la que la marihuana es tan buena, es porque crece en condiciones muy simples. Inclusive si no le das mucha luz, aun así crecerá. Así que el “truco de cultivo” aquí es darle mucha luz. Así es como la hacemos más grande, fuerte y poderosa.

Para el propósito de incrementar el THC, puedes darle a tus plantas luz UV. Para entender qué hay detrás de esto, tenemos que hacer una clase muy básica de geografía. Cuando pensamos sobre dónde el cannabis creció mejor y con más fuerza, comienza a volverse obvio por qué la luz UV ayuda.

Las sativas con alto contenido de THC siempre han sido descubiertas alrededor del ecuador y las cepas indicas más potentes siempre han venido de las montañas. ¿Qué tienen estos dos lugares en común? Claro, están más cerca del sol. Estas ubicaciones geográficas tienen una exposición más alta a la luz ultravioleta.

7 formas de subir el THC en tu marihuana - WeedSeedShop

Las tricomas, que son la parte anatómica del cannabis, contienen la mayor cantidad de THC, también resulta ser un mecanismo de defensa. Una planta de marihuana produce tricomas (la parte resinosa de la planta) para defenderse contra fuertes rayos UV, e igualmente ante herbívoros. Así que al exponer tu planta a luz UV, estás alentando la expresión de este mecanismo de defensa.

Los cultivadores pueden comprar iluminación ultravioleta para comenzar a exponer a las plantas en la etapa de florecimiento. Recuerda – una planta de marihuana no comienza a desarrollar tricomas hasta esta etapa de crecimiento, así que no tiene sentido usar iluminación UV antes de la etapa de florecimiento.

3. Disminuir el CO2 en las etapas finales del florecimiento

Un proceso que es familiar para muchos cultivadores, y no solo es reservado para la marihuana, es el proceso de maduración. Es el mismo proceso de la maduración de las frutas, donde las glándulas resinosas de las plantas son estimuladas para producir la azúcar que tanto les gusta a los humanos. Esto no es nada diferente a la planta de marihuana.

El proceso de maduración ocurre en la etapa final de florecimiento, donde tu planta de cannabis está produciendo tricomas, terpenoides y flavonoides. Disminuir el dióxido de carbono en esta etapa alienta la producción de etileno. De hecho, el etileno es el combustible natural que es emanado por una fruta madurando. Es imperativo para el proceso de maduración.

Cuando disminuyes el CO2, la planta dará toda su energía restante a la producción de etileno y maduración, y producirá más tricomas. Este proceso debería elevar los niveles de THC de tu cosecha final.

4. Engaña a las plantas reduciendo la temperatura

Engañar a tus plantas haciéndolas pensar que es invierno es otra forma de alentar la producción de mucho THC. Al reducir la temperatura (por 3-6°C) al mismo tiempo disminuye el dióxido de carbono, imitarás la temporada de otoño, y claro, advertirá a tus plantas sobre la próxima temporada helada. Al hacerlo, tus plantas se apresurarán a terminar su florecimiento, pensando que se acerca el invierno y las congelará hasta morir.

Aunque se está apresurando para terminar su florecimiento, la mayor parte de su energía será invertida en la producción de resina, lo cual es donde la mayoría de los cannabinoides y terpenoides existen. Al disminuir la temperatura, inclusive podrías permitirle a tus plantas tener un aroma más fuerte de lo que esperabas inicialmente.

5. Deja a tus plantas vegetar por más de 8 semanas

Aunque esta no es la mejor forma de incrementar el THC, algunos cultivadores siguen usando este método. De hecho, dejar que las plantas vegeten por más de 8 semanas es una forma popular de incrementar la producción y hacer que las plantas crezcan más altas. No hay seguridad que esto incremente la potencia del THC, pero según algunos cultivadores, es posible.

La idea es que al dejar a la planta en estado vegetativo por más tiempo, esencialmente crece más, lo cual le da el potencial de producir más de todo. El potencial de tener más THC también podría depender del hecho que las plantas más grandes requieren luz más intensa. Y ya hemos hablado sobre el efecto de la luz UV intensa en la producción de THC. Bien, vale la pena probar este método – ¡inclusive si solo recibes una mayor producción al final!

6. Disminuye los niveles de humedad

Disminuir los niveles de humedad en el espacio de cultivo durante el florecimiento es esencialmente una forma con la que puedes hacer que tus plantas estén un poco sedientas. Esto va con la filosofía que el estrés puede inducir progreso. Estresar la planta para hacerlas sedientas puede alentar la respuesta defensiva de la que hablamos antes, lo cual promueve la producción de tricomas.

La resina producida por el cannabis también puede ser una capa protectora contra condiciones climáticas secas al igual que condiciones climáticas muy húmedas. Así que si tus plantas se están sintiendo amenazadas por el “clima”, podrían sentirse obligadas a producir más material resinoso. Esto puede contribuir a niveles más altos de THC en tus plantas de cannabis.

7. La cosecha y curación

7 formas de subir el THC en tu marihuana - WeedSeedShop

Así o no coseches, secar y curar en realidad incrementa los niveles de THC (esto queda a debate), así que es importante para el producto final. La mayoría de los entusiastas de la marihuana han fumado marihuana que no ha sido curada apropiadamente, estando muy mojada o muy seca, por alguna razón; no tiene el poder que posee la marihuana apropiadamente curada, ni tampoco tiene el aroma o el sabor.

No estamos afirmando que curar tu marihuana eleva los niveles finales de THC, pero si no la curas apropiadamente, podría perder parte del THC que tenía originalmente.

Puedes echarle un vistazo a nuestro artículo sobre cómo cosechar, curar y secar apropiadamente tu marihuana, pero los aspectos básicos son simples. Deja que la humedad de tu marihuana se seque lentamente. No lo apresures. Deja que tus cogollos se sequen colgándolos, y antes de que se sequen demasiado, déjalos relajarse en algún frasco de vidrio por un momento. Esto asegura que obtengas los cogollos más esponjosos, verdes y potentes.

¡Disfruta usando estas técnicas, y claro, disfruta de los resultados de estas técnicas!

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Autor

  • Author_profiles-WSS-Sera Jane Ghaly

    Sera Jane Ghaly

    A mí me gusta llamarme a mí misma la gitana viajera errante del mundo. Nacida en Melbourne Australia, pero renacida en prácticamente cualquier otra parte del mundo. Yo tengo una obsesión saludable con las palabras y los idiomas, usándolos como un vehículo para navegar a través de esta experiencia humana multidimensional. Mi entusiasmo por la marihuana comenzó en los Estados Unidos, y desde entonces he estado viajando por el mundo con la hierba como mi inspiración. La dulce Mary Jane me ha llevado a muchas partes del mundo, desde participar en ceremonias chamánicas en el Amazonas hasta fumar ganja con los Babas en la India. ¡La persona número uno con la que me encantaría fumar un porro es Joe Rogan!
    Más sobre este autor
Ir arriba