Cómo cultivar marihuana orgánica – Guía esencial para crear un jardín de marihuana orgánica

Cómo cultivar marihuana orgánica – Guía esencial para crear un jardín de marihuana orgánica

Entre más aprendemos sobre el cannabis, mejoramos más cultivándolo, y la marihuana orgánica es una de esas formas de lograrlo. No solo es mejor para tu producto final, sino también para el ambiente. Si estás listo para transformar tu jardín de cannabis en una operación orgánica, sigue leyendo esta guía sobre cómo cultivar tu propia marihuana orgánica.

Así que estás pensando en tomar el próximo paso en tu aventura con la marihuana. Nos esperan momentos emocionantes en el futuro mientras aprendemos más y más sobre los beneficios del cannabis orgánico. Cultivar marihuana orgánica es como dejar de usar ruedas de entrenamiento y realmente tomarte el tiempo y esfuerzo de evolucionar tu experiencia con la marihuana. Cualquiera puede cultivar su marihuana orgánicamente, porque todos los recursos son proporcionados por la naturaleza. Pero esto significa emplearle un poco más de tiempo y un poco más de cuidado a tu jardín.

La mayoría del cannabis que compras en las tiendas, y casi toda la marihuana que puedes conseguir en la calle probablemente ha sido cultivado usando un proceso químico o en alrededores inorgánicos (como por ejemplo en un entorno de cultivo en espacios interiores). La verdad es que estos procesos intervienen mucho con el ciclo natural de la planta, lo que significa que toda la experiencia que viene de la mano con la marihuana se ve afectada. Cuando cultivas tu propia marihuana orgánica y disfrutas el sabor y la experiencia, ¡podrás entender los beneficios que ofrecen los cogollos orgánicos!

Cómo cultivar marihuana orgánica – Guía esencial para crear un jardín de marihuana orgánica

¿Qué es el cannabis orgánico y por qué es mejor?

El cannabis orgánico, en el sentido estricto es el cannabis que ha sido cultivado sin el uso de nada inorgánico, así sea luz, tierra o nutrientes. Eso significa que cualquier cosa que sea cultivada en espacios interiores puede ser básicamente considerada como inorgánica, aunque este factor en particular a menudo es ignorado. Esto se debe a que en algunas áreas, los factores ambientales hacen que sea imposible cultivar al aire libre. Así que esto significa que ningún nutriente químico puede ser usado en la planta, ni tampoco ningún pesticida o herbicida, para que esta pueda ser clasificada como orgánica.

Para muchos cultivadores, esto significa pasar años cuidando la tierra antes de que ellos puedan comenzar su plantación. Este proceso se llama preparación, y significa efectivamente limpiar tu tierra de cualquier material inorgánico que podría existir en ella. Es un trabajo duro que consume mucho tiempo, pero vale la pena para disfrutar de una experiencia orgánica de cannabis.

El cannabis orgánico triunfa en una gran multitud de niveles. Para comenzar, es mejor para el cuerpo humano. No hace falta decir que el cuerpo humano se siente mucho más familiarizado con materiales orgánicos que con materiales inorgánicos, y es mejor capaz de procesarlos. Los químicos agresivos que son usados en pesticidas y herbicidas, sin dudas llegan al cuerpo del consumidor. Nosotros solo sabemos un poco sobre los peligros que estos químicos pueden tener en el cuerpo, pero con el paso del tiempo pueden ser extremadamente perjudiciales. Estos efectos perjudiciales pueden ir mucho más allá de afectar el cuerpo y el ambiente. ¡Así que el cannabis orgánico también es mejor para el ambiente! Los químicos abrasivos también impactan a los ecosistemas naturales y el efecto en el ambiente de forma drástica.

Finalmente, la experiencia real de la marihuana orgánica es simplemente mejor. El sabor, olor y color de los propios cogollos intensifican su vitalidad. Es una experiencia más “natural”. El cannabis puede ser mejor experimentado en su forma orgánica porque así es como la naturaleza decidió que se consumiera.

Cómo cultivar cannabis orgánico al aire libre

Esta va a ser la guía definitiva sobre cómo tener tu propio jardín de marihuana. Para algunos, la posibilidad de hacer esto al aire libre es prácticamente nula, pero hay algunas formas muy parecidas de hacerlo con una operación en espacios cerrados. Esto significa obtener luz, tierra y nutrientes orgánicos antes de plantar. ¡Es hora de empezar!

Tierra orgánica

Este es el primer lugar en el que tienes que comenzar cuando crees tu jardín orgánico. La tierra es donde tu planta de marihuana aprovechará la mayoría de sus nutrientes, y debido a eso, tiene que ser orgánica. Si estás cultivando en espacios exteriores, eso significa que tienes que pasar un tiempo reponiendo tu suelo con todos los nutrientes que se hayan formado naturalmente. La tierra orgánica es básicamente suelo rico en nutriente creada mediante procesos naturales, como la descomposición animal y vegetal. Por la culpa de muchas empresas agricultoras al pasar de los años, la tierra ha perdido su riqueza nutricional, y para poder restaurarla, el recurso número uno que necesitas es tiempo.

La idea es permitir que la naturaleza tome su curso. Al usar técnicas permaculturales en tu jardín, puedes alentar a que la vida microbiótica correcta se produzca en tu jardín. Esto se trata completamente de crear el espacio para que la naturaleza haga el trabajo por ti, como por ejemplo gusanos masticando materiales orgánicos y transformándolos en nutrientes para tu suelo.

Cómo cultivar marihuana orgánica – Guía esencial para crear un jardín de marihuana orgánica

Nutrientes orgánicos para la tierra

Para tu tierra orgánica, vale la pena tener compuestos orgánicos que hayas comprado o creado por ti mismo. Entre esto también se incluye té de compost que puedes hacer en casa. El compost es una gran fuente de nutrientes para la marihuana orgánica, y mantiene tu tierra como el hogar perfecto para que esta sea cultivada.

Cultivar marihuana orgánica también significa abstenerse completamente del uso de cualquier herbicida o pesticida. El entorno de cultivo al aire libre puede ser duro, y muchas plantas no sobreviven como resultado de las pestes. Pero hay algunos métodos orgánicos de permacultura que pueden ser usados para asegurar el bienestar de la tierra y las plantas. Entre estos se incluye usar pesticidas naturales, como las plantas de caléndula, por ejemplo, cuya fragancia aleja a las pestes. Inclusive las sales de epsom han sido recomendadas como una forma de alejar ácaros, debido a que no prefieren esos niveles de sodio. Las cenizas de madera son una gran forma de elevar los niveles de pH y contienen muchos micronutrientes.

El estiércol se está volviendo una forma popular de mantener la tierra rica con nutrientes. Hay muchos diferentes tipos que son apropiados para el cannabis, como el estiércol de caballo y de vaca.

Hay una gran variedad de opciones disponibles para aquellos que sufren de pestes pero no involucran el uso de pesticidas o herbicidas, y esto es imperativo para mantener un jardín orgánico. No es difícil mantener la tierra rica con todos los nutrientes necesarios para producir una cosecha de marihuana saludable – solo se requiere de un poco más de investigación y voluntad para ser creativo en casa.

Cómo cultivar marihuana orgánica en espacios interiores

Cultivar cannabis orgánico en espacios interiores sigue el mismo principio para el suelo y los nutrientes como es el caso de cultivar cannabis en espacios exteriores. Si estás cultivando en espacios interiores y la tierra es tu medio de cultivo, entonces el largo proceso de preparación puede ser evitado. Hay algunos productos de tierra orgánica en el mercado que puedes comprar para comenzar a cultivar cannabis. Esto te quita casi todo el trabajo y se asegura de que tu medio de cultivo ya esté rico con nutrientes orgánicos necesarios para que crezcan tus plantas. La tierra orgánica es inclusive más resistente a enfermedades que puedan dañar la vida de tu planta.

Si estás usando agua o aire como tu medio de cultivo, entonces claro que no tienes que preocuparte sobre el problema de la tierra, y solo necesitas asegurarte de que el ambiente esté libre de pesticidas o herbicidas.

Luz

El cannabis estrictamente orgánico sería cultivado bajo la luz del sol, pero para muchas personas esto es básicamente imposible de lograr. Existe la posibilidad de usar bombillas que crean el entorno más parecido a la luz solar como es posible. El punto con la luz es elegir algo que no vaya a contribuir con el problema persistente de consumo de energía en el mundo. Aunque las luces LED son costosas, estas han revolucionado la iluminación de bajo consumo eléctrico, y con una operación tan grande como una plantación de marihuana, vale la pena el cambio.

Si has cultivado marihuana orgánicamente, se debe probablemente a que tienes un nivel de consciencia general sobre tus plantas y el ambiente. Este es uno de aquellos factores que pesan fuertemente en el ambiente, debido a la cantidad de energía que puede consumir un proyecto de cultivo de marihuana en espacios interiores. Al pasar del tiempo, las luces LED en realidad le ahorran dinero y tiempo. ¡Ocuparse de la luz es tomar un pequeño sacrificio por el mundo!

Todo es mejor con marihuana orgánica

No hay duda de que tan mejor es la marihuana orgánica para el ambiente. Significa que no tenemos que envenenar a la Tierra con químicos que harán imposible que futuras generaciones sigan cultivando marihuana. Conserva la salud de tu cuerpo y del planeta en buenas condiciones. Pero la decisión final llegará finalmente cuando puedas probar tu propia marihuana orgánica. Cuando finalmente huelas y pruebes su aroma, entenderás que la naturaleza siempre hace lo mejor para ti.

Esto significa que podrás hacer mejores comestibles de marihuana (si esa es la forma en la que quieres consumir tu marihuana) y definitivamente mejores concentrados de cannabis. No se concentrará ningún químico abrasivo en tus aceites, mantequillas o tinturas, dándote espacio para experimentar una mejor experiencia. Después de tu duro trabajo de cultivo y cuidado orgánico, ¡asegúrate de disfrutar tu propia marihuana orgánica!

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Autor

  • Author_profiles-WSS-Sera Jane Ghaly

    Sera Jane Ghaly

    A mí me gusta llamarme a mí misma la gitana viajera errante del mundo. Nacida en Melbourne Australia, pero renacida en prácticamente cualquier otra parte del mundo. Yo tengo una obsesión saludable con las palabras y los idiomas, usándolos como un vehículo para navegar a través de esta experiencia humana multidimensional. Mi entusiasmo por la marihuana comenzó en los Estados Unidos, y desde entonces he estado viajando por el mundo con la hierba como mi inspiración. La dulce Mary Jane me ha llevado a muchas partes del mundo, desde participar en ceremonias chamánicas en el Amazonas hasta fumar ganja con los Babas en la India. ¡La persona número uno con la que me encantaría fumar un porro es Joe Rogan!
    Más sobre este autor
Ir arriba